fbpx
Actualidad

#FueraCheGuevara de las universidades públicas

Che Nacional 2
Escrito por Redacción R+F
¡Difunde la cultura de la Vida!

#FueraCheGuevara de las universidades de Colombia

La petición está cerrada ahora

Fecha final: Jul 27, 2021

Firmas recogidas: 64

Objetivo de firmas: 1000

Últimas firmas
64 Augusto R. Jul 26, 2021
63 Jaime T. Jul 24, 2021
62 Luis Carlos H. Jul 24, 2021
61 Nicole N. Jul 24, 2021
60 Angela S. Jul 23, 2021
59 Antonio C. Jul 23, 2021
58 Lorena D. Jul 22, 2021
57 Lida T. Jul 22, 2021
56 Jesus David R. Jul 22, 2021
55 Nelson P. Jul 22, 2021

La veneración que la figura del “Che” Guevara recibe en las universidades públicas del país, es tal vez la mejor evidencia de la colonización marxista de la educación pública, que ha pervertido este servicio esencial para alienar a las generaciones más jóvenes con ideas de resentimiento y violencia.

Imágenes del guerrillero argentino pueden verse en lugares destacados de las universidades Nacional (Bogotá y Medellín) del Valle y de Antioquia, financiadas con el dinero de los empresarios y trabajadores que el marxismo se esfuerza en demonizar:

Entender la influencia del “Che” en la educación pública colombiana, es entender en buena medida las razones por las que una de las generaciones económicamente más privilegiadas de la historia, la juventud actual, que cuenta con una calidad de vida muy superior a la de sus padres y abuelos, actúa con tanta violencia en las manifestaciones callejeras:

El odio como factor de lucha; el odio intransigente al enemigo, que impulsa más allá de las limitaciones naturales del ser humano y lo convierte en una efectiva, violenta, selectiva y fría máquina de matar. Nuestros soldados tienen que ser así; un pueblo sin odio no puede triunfar sobre un enemigo brutal.

Ernesto el “Che” Guevara, Mensaje a la Tricontinental (1967)

Guevara no disimuló el carácter totalitario y violento de la revolución que encarnó. En su discurso ante Naciones Unidas, el 11 de diciembre de 1964 Guevara declaró:

“Nosotros tenemos que decir aquí lo que es una verdad conocida, que la hemos expresado siempre ante el mundo: fusilamientos, sí, hemos fusilado; fusilamos y seguiremos fusilando mientras sea necesario. Nuestra lucha es una lucha a muerte. Nosotros sabemos cuál sería el resultado de una batalla perdida y también tienen que saber los gusanos cuál es el resultado de la batalla perdida hoy en Cuba”.

Ernesto el “Che” Guevara, Discurso ante la ONU (1964)

También puedes leer: (Criterios para asesinar a un inocente, según el símbolo de la educación pública en Colombia)

Para quienes tengan dudas del carácter fraudulento de los “juicios revolucionarios”, basta consultar el testimonio de Luis Ortega, contenido en su libro “¡Yo soy el Che!”:

“No hace falta hacer muchas averiguaciones para fusilar a uno. Lo que hay que saber es sí es necesario fusilarlo. Nada más. Debe dársele siempre al reo la posibilidad de hacer sus descargos antes de fusilarlo. Y esto quiere decir, entiéndeme bien, que debe siempre fusilarse al reo, sin importar cuáles hayan sido sus descargos. No hay que equivocarse en esto. Nuestra misión no consiste en dar garantías procesales a nadie, sino en hacer la revolución, y debemos empezar por las garantías procesales mismas.”

Ernesto el “Che” Guevara, según Luis Ortega en el libro “¡Yo soy el Che!”

No importa si el odio es contra Duque, Uribe, la Iglesia católica o RCN, los marxistas siempre encontrarán un destinatario para su violencia. Y el que estos activistas políticos tengan en sus manos la formación de la conciencia de los jóvenes a través de la educación, es una garantía de que el país no alcanzará la paz en un futuro cercano, sino todo lo contrario.

Por eso queremos seguir el ejemplo de un grupo de jóvenes argentinos que acaba de iniciar la campaña #FueraCheGuevara, para eliminar su nombre de una calle en la ciudad de Rosario, así como del mural guevarista de la Plaza de la Cooperación y que se le retire a este genocida político el título de “ciudadano ilustre”.

Acompaña con tu firma este DERECHO DE PETICIÓN dirigido a los rectores de las universidades Nacional (Dolly Montoya Castaño), del Valle (Edgar Varela Barrios) y de Antioquia (John Jairo Arboleda), para que eliminen de sus muros el culto a ese símbolo del odio, la violencia y el genocidio político que es el “Che” Guevara.

#FueraCheGuevara de las universidades de Colombia

La petición está cerrada ahora

Fecha final: Jul 27, 2021

Firmas recogidas: 64

Objetivo de firmas: 1000

Últimas firmas
64 Augusto R. Jul 26, 2021
63 Jaime T. Jul 24, 2021
62 Luis Carlos H. Jul 24, 2021
61 Nicole N. Jul 24, 2021
60 Angela S. Jul 23, 2021
59 Antonio C. Jul 23, 2021
58 Lorena D. Jul 22, 2021
57 Lida T. Jul 22, 2021
56 Jesus David R. Jul 22, 2021
55 Nelson P. Jul 22, 2021

Algunos datos históricos sobre el pasado sanguinario de El “Che”

María C. Werlau, autora del libro Las víctimas olvidadas del Che Guevara describe que el Che Guevara no fue el “mártir del imperialismo estadounidense” que se ha pretendido vender con una fachada romántica del socialismo. Era un hombre “sin piedad, un sociópata”

Además, en este mimo documenta al menos 100 ejecuciones y fusilamientos en la fortaleza de La Cabaña y en la Sierra Maestra comandados o vinculados al argentino nacionalizado cubano.

Además, la forma como el símbolo de la violencia llegó a entronizar la plaza principal de la Universidad Nacional, presagiaba lo sus ideas aportarían a la violencia política de nuestro país.

Según relata el diario El Tiempo del 8 de octubre, como una forma de celebrar el noveno aniversario de la muerte del Che Guevara, el “Día del guerrillero heroico”, un grupo de jóvenes decidió incendiar tres carros que se encontraban en las inmediaciones de la universidad y apedrearon una ambulancia que llevaba una mujer embarazada.

En seguida, un grupo de encapuchados robó una grúa que utilizaron para derribar la estatua de bronce que presidía la entonces llamada Plaza Santander, en honor al hombre de las leyes que en 1826 fundó la Universidad Central, embrión de lo que es hoy la Universidad Nacional.

La estatua del prócer de la independencia fue colgado del puente de la Calle 26 hasta que finalmente se desprendió de su cabeza. Ya antes habían reemplazado en varias ocasiones la placa que honraba a Santander por una del comunista argentino. Y con este acto vandálico se sellaría la suerte de dicha plaza hasta la fecha.


Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.