Vida

Aborto en Colombia: Si ya es legal ¿Qué más buscan?

Escrito por Juan Pablo B

Lo que dijo la conferencista en esa charla sobrepasó cualquier supuesto que haya escuchado antes, mostrándome hasta donde han llegado algunos “iluminados” en este país abusando de su poder para hacerse dueños de la vida y de la muerte de los más indefensos, de aquellos que no tienen voz, muchos menos voto, en esta trágica y vergonzosa historia.

El día martes 06 de noviembre de 2018 estuve presente en una de las conferencias más desgarradoras de mi vida: El aborto en Colombia ya es legal bajo cualquier circunstancia y en cualquier momento.

Pude escuchar de boca de la señora Luz Bibiana Pazmiño realidades del genocidio del aborto en Colombia que hasta ese momento yo mismo consideraba exagerado por parte de mis amigos provida.

Apoya el periodismo católico con un “like”:

Estas son las cosas más aterradoras de las que mencionó Luz Bibiana en su conferencia:

El aborto está permitido bajo cualquier circunstancia

Muchos colombianos creen que el aborto en Colombia está permitido únicamente bajo tres supuestas causas, lo cual es MENTIRA. Dicho por la misma conferencista, bajo la justificación de “salud mental de la madre” cabe cualquier excusa para practicarse un aborto. Diré el absurdo ejemplo que dictó la señora: Si la madre es una señora pobre, le es muy duro tener el bebé, luego afecta su salud mental y por tal razón la EPS está en la obligación de practicarle el aborto.

Lo único que se le olvidó mencionar a la conferencista es que la inmensa mayoría de las mujeres que tienen hijos en este país son pobres, mi mamá una de ellas, y hasta ahora no he visto la primera con intentos de suicidio por haberle respetado la vida a su bebé. Por el contrario, está científicamente comprobado que una de las consecuencias del trauma post-aborto es el intento de suicidio por parte de las mujeres que se someten, muchas veces engañadas, a tal procedimiento.

Su hija menor de 14 años puede abortar sin que usted ni siquiera se dé cuenta

Su hija puede acercarse a cualquier EPS pidiendo un aborto y nadie se lo puede negar. Es más, si alguien en la EPS intenta hacerle caer en cuenta que se trata de un ser humano puede sufrir penas jurídicas que a los señores de la Corte Constitucional (suprema corte de injusticia), les parezca.

¿Cómo puede hacerlo? La conferencista lo explicó, solo tiene que decir: “me violaron”. Inmediatamente deben proceder al asesinato. No hay necesidad de ningún denuncio, de ninguna prueba de esperma que rectifique sí realmente tal acontecimiento sucedió, simplemente la palabra de una jovencita de 11 años es suficiente para que se inicie el procedimiento.

Si usted es papá de ese bebé en camino, no tiene ni voz ni voto en la decisión sobre el aborto

Apreciado hombre, si la mujer con la que tuvo un bebé decide o la obligan las feministas a abortar, usted no tiene ningún derecho a decir la más mínima palabra al respecto. Ni una sola, porque así lo dice la ley suprema de la iniquidad que actualmente rige en nuestro país. Es decisión única y exclusiva de la mujer si usted va a ser o no papá.

En Colombia no se permite ni siquiera la objeción de conciencia

Supuestamente usted puede firmar ante la EPS que no realizará ninguno de estos procedimientos contrarios a los derechos humanos intrínsecos e inalienables de cada persona, sin embargo, la misma conferencista afirmó que en caso tal de que llegue una mujer pidiendo un aborto por una supuesta “violación”, de la cual no se necesita ninguna prueba más que la palabra de la solicitante, esta se debe atender inmediatamente, por lo que si un médico objetor de conciencia es el único que se encuentra disponible en ese momento está en la OBLIGACIÓN de proceder a un aborto, y en caso de negarse lo mejor que le puede pasar que lo echen del trabajo pues también estaría comprometido en asuntos jurídicos que lo pueden llevar inclusive a la cárcel.

En Colombia el aborto está permitido hasta el nacimiento

La conferencista afirma que en Colombia, un bebé a punto de nacer puede y debe ser abortado sin ningún impedimento de ley ni objeción de conciencia que valga. Tan solo es que la mujer decida “sobre su cuerpo” y se debe realizar el aborto.

Inclusive afirmó durante la charla que después de la declaración universal de los derechos humanos en 1948, aparecieron “los derechos sexuales y reproductivos de la mujer” en donde “priman los derechos de la mujer por encima de los derechos de los niños”, olvidando, (o tal vez nunca los haya leído) que tal afirmación niega el Artículo 1 de los derechos humanos:

Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros.”

El lector después de quedar perplejo como yo quedé después de semejante choque ante la espantosa realidad que padecen los colombianos más débiles e indefenso, se preguntará: si hasta ese punto ya llegaron gracias a nuestra silenciosa complicidad ¿Por qué siguen presionando? ¿Qué es lo que buscan? La respuesta es cruda y cruel: más dinero.

En la misma charla, la conferencista mencionó como una de las principales promotoras del aborto en Colombia a Ana Cristina González quien como se lee en su biografía trabaja para la Fundación Ford y la IPPF (Federación Internacional de Planificación Familiar), organización que, como se muestra en el siguiente video, comercializa con los órganos de los fetos abortados en todo el mundo.

La ecuación es sencilla: te enseñan que la sexualidad desenfrenada no es mala te venden pornografía. Para que “te cuides” y no contraigas ninguna enfermedad sexual te venden anticonceptivos. Sabiendo anticipadamente que muchos de estos anticonceptivos son ineficientes te venden el aborto. Te digo que te venden, porque tú pagas los abortos con el dinero que el Estado recauda por impuestos. El gobierno con tu dinero financia esta industria de la muerte que tiene como víctimas a los más pobres e indefensos de nuestra sociedad. Sin embargo, ahí no termina la historia, sino que comercializan los restos de los bebés abortados con organizaciones que no tienen reparo en comprar dichas partes de bebés para sus industrias. Tan lucrativo es el negocio de la muerte para estas multinacionales que la IPPF no tuvo reparo en invertir más de 5 millones de dólares para que se aprobara el aborto en Argentina.

Aquí en Colombia no tienen necesidad de invertir un solo peso, aquí ya es legal. Aquí el negocio lo pagamos nosotros con nuestros impuestos por nuestra silenciosa indiferencia y complicidad. Ellos simplemente se inventan cuantos eufemismos se les ocurra, los propagan por los medios de comunicación, venden los restos de los bebés y se lucran de algo tan preciado como lo es la vida humana.

Aquí está el video completo:


¡Bienvenido a la Razonatón de la Fe!

Apreciado amigo de Razón+Fe:

¿Te parece que los católicos y demás creyentes estamos bien representados en los grandes medios? Consideramos que no. Y por eso emprendimos desde 2014 una nueva forma de hacer periodismo que ya ha impactado a, por lo menos, 600 mil lectores (de la edición impresa), y a más de 260 mil visitantes en nuestra edición digital, que nació en 2016.

Y porque ya nos leen miles de lectores, como tú, quienes merecen continuidad de un servicio profesional cada vez más cualificado y diversificado, empezamos la Razonatón de la Fe, a la cual te invitamos:

  1. Unámonos en oración por la evangelización, la defensa de la vida y la familia.
  2. Formémonos como creyentes comprometidos y posibilitemos el diálogo intelectual, ético y humano con los no creyentes. Comparte nuestros artículos y síguenos en redes sociales @razonmasfe
  3. Actuemos y démosle un impulso definitivo a nuestra Fe. ¡Apóyanos con tu donación!

Comprometida con este desafío,
Alexandra Serna, directora de Razón+Fe [email protected]

Haciendo clic aquí puedes donar en línea de forma segura:Apoya a R+F haciendo una donación con Tarjeta Débito

*Recibe el boletín semanal de Razón+Fe:

Sobre el Autor

Juan Pablo B

Estudiante universitario de Economía, estudiante activo del Instituto de Servicios Educacionales y Formativos Padre Pio dirigido por el Padre Paulo Ricardo, Miembro del grupo directivo de la organización AVIFI.

Qué opinas: