Actualidad Cultura Razón

Los del NO deshumanizan a los guerrilleros, dice Santos en Irlanda

Escrito por Redacción R+F

Santos comparó el masivo rechazo de la ciudadanía a su pacto con las Farc en el Plebiscito del 2 de octubre de 2016 con el holocausto nazi, el apartheid africano y la persecución de los judíos en Rusia. Curiosa crítica realizada por un presidente que fundamentó su proyecto político calificando a medio país como “enemigo de la paz”.

El pasado viernes 16 de noviembre el expresidente Santos recibió un homenaje ofrecido por una pequeña población irlandesa, con el fin de recibir el premio que le había sido adjudicado en 2017 por haber perseverado en las negociaciones para desmovilizar a las FARC, luego de perder el plebiscito de 2016.

Santos explicó que la esclavitud se fundó en la creencia de que había personas que eran menos humanas que otras, para luego asegurar que no habría homicidios ni lesiones si unas personas no creyeran que las vidas de otros vale menos que la propia.

Apoya el periodismo católico con un “like”:

No satisfecho con semejante simplificación del problema de la guerra y la violencia en la historia de la humanidad, Santos citó una supuesta investigación de la Universidad de Pensilvania que habría descubierto  que muchos colombianos desconocen la humanidad de los antiguos guerrilleros de las FARC, razón por la cual les niegan algunos derechos.

Y luego atribuyó a esa deshumanización la derrota del plebiscito de 2016:

Esta deshumanización genera una enorme dificultad —si no una imposibilidad— para confiar en el otro y buscar una construcción colectiva del país. Y explica en buena parte la polarización de nuestra política, que llevó al infortunado resultado del plebiscito que convoqué en octubre de 2016, cuando el Acuerdo de Paz fue rechazado por una escasa mayoría“.

Como si esto no fuera suficiente, Santos prosiguió en su caracterización de la oposición a los acuerdos de La Habana, haciendo la siguiente comparación histórica:

Lo que pasa en Colombia es lo mismo que ha pasado muchas veces en la historia de la humanidad, y que sigue pasando. Recordamos con horror el holocausto nazi, los pogromos rusos, el apartheid… Son procesos e ideologías de odio y exclusión que considerábamos superadas, pero que ahora se expanden, como metástasis, en muchas partes del planeta, bajo nuevos y peligrosos ropajes“.

Sin embargo, la experiencia de los colombianos es radicalmente opuesta a la que deben imaginar los asistentes a la charla de Santos en Irlanda, pues fue precisamente el “Nobel de Paz” quien posicionó la expresión “enemigos de la paz” para descalificar a sus críticos y montar una plataforma electoral que le garantizaría su reelección, así como la gobernabilidad del país, a costa de la mayor polarización social y política que se recuerda en muchas décadas.


¡Bienvenido a la Razonatón de la Fe!

Apreciado amigo de Razón+Fe:

¿Te parece que los católicos y demás creyentes estamos bien representados en los grandes medios? Consideramos que no. Y por eso emprendimos desde 2014 una nueva forma de hacer periodismo que ya ha impactado a, por lo menos, 600 mil lectores (de la edición impresa), y a más de 260 mil visitantes en nuestra edición digital, que nació en 2016.

Y porque ya nos leen miles de lectores, como tú, quienes merecen continuidad de un servicio profesional cada vez más cualificado y diversificado, empezamos la Razonatón de la Fe, a la cual te invitamos:

  1. Unámonos en oración por la evangelización, la defensa de la vida y la familia.
  2. Formémonos como creyentes comprometidos y posibilitemos el diálogo intelectual, ético y humano con los no creyentes. Comparte nuestros artículos y síguenos en redes sociales @razonmasfe
  3. Actuemos y démosle un impulso definitivo a nuestra Fe. ¡Apóyanos con tu donación!

Comprometida con este desafío,
Alexandra Serna, directora de Razón+Fe [email protected]

Haciendo clic aquí puedes donar en línea de forma segura:Apoya a R+F haciendo una donación con Tarjeta Débito

*Recibe el boletín semanal de Razón+Fe:

Sobre el Autor

Redacción R+F

Qué opinas: