Actualidad Fe

La farsa de la “excomunión” petrista contra Rodolfo Hernández

Fariseismo petrista
Escrito por Redacción R+F

En redes sociales y algunos medios de izquierda se está difundiendo una petición de “católicos” para la excomunión del candidato presidencial Rodolfo Hernández, supuestamente por haber cometido una blasfemia contra la Santísima Virgen María.

La petición no tiene ni pies ni cabeza desde el punto de vista canónico, y tiene toda la pinta de no ser más que otra operación de “guerra sucia” petrista.

El pasado 7 de abril en el programa “Señal de la Mañana” de la Radiodifusora Nacional, cuando a Hernández le preguntaron si de pasar a la segunda vuelta, haría alianzas con los perdedores que lo busquen respondió:

 “Yo recibo a la Virgen Santísima y todas las prostitutas que vivan en el mismo barrio con ella, a todo el mundo lo recibo, pero que no les cambio el discurso”.

[youtube https://www.youtube.com/watch?v=guNLJcu-wNk?start=1080&w=560&h=315]

¿Blasfemia?

Claramente el comentario de Hernández no pretendió ser ofensivo con la Virgen, a quien reconoce como “Santísima”, y simplemente la utilizó como referente para expresar recibiría a políticos santos y no tan santos, sin hacer acuerdos con ellos ni negociar prebendas.

En otras palabras, dijo que recibiría a la Santísima Virgen y a María Magdalena con sus colegas (antes de su encuentro con Cristo).

magdalena Pasion de Cristo
Imagen: María Magdalena en la “Pasión de Cristo” de Mel Gibson

¿Algún católico se sentiría ofendido de que relacionen a la Santísima Virgen con María Magdalena, porque insinuara que vivían en el mismo barrio o que tenían algún trato?

Una blasfemia implica una injuria u ofensa contra algo que es sagrado, y es difícil para un católico ver una ofensa en las palabras de Hernández, cuando Santísima Virgen efectivamente seguía a Nuestro Señor junto a publicanos y pecadores como María Magdalena, entre quienes seguramente habría más de una prostituta que siguió el llamado a la conversión.

El “fariseísmo” petrista y la fabricación del escándalo

Los primeros en poner a circular el video calificándolo de “ofensa” a la Santísima Virgen, fueron los tuiteros petristas Salvador S (@JesalvadorQ) y JΛNDR3S (@JANDR3S__), el 3 de junio con menos de dos horas de diferencia.

El mismo 3 de junio difundió el mismo video un usuario de Facebook llamado Wilson Linares (Rounin Napoli), quien ahora anda difundiendo unas fotos con las que afirma que la hija de Rodolfo Hernández está viva y ha sido vista en la campaña de su padre.

Unos días después, una cuenta de Twitter perteneciente a la federación sindical CUT (Central Única de Trabajadores – meca del petrismo en Santander), publicó un sermón del padre Benjamín Pelayo tergiversando las palabras de Hernández y convocando a un acto de “desagravio”:

Según el padre Pelayo Hernández dijo:

“Esa que está ahí [la Santísima Virgen], esa que es de las prostitutas”

Un falso testimonio de semejante envergadura llama la atención, más aún dicho por un sacerdote desde el altar, y en plena campaña política.

Pero somero repaso a la trayectoria política del padre Pelayo, ofrece un contexto que permite entender mejor semejante desatino.

El padre Benjamín Pelayo se precia de no haber sido nunca párroco.

Entre los admiradores del padre se encontraba ni más ni menos que el difunto periodista de izquierda Alfredo Molano Bravo, quien le dedicó un extenso artículo a las invasiones y tomas de haciendas que el sacerdote católico lideró en los años ochenta, bendiciendo y celebrando misas en los terrenos invadidos por una organización campesina a la que pertenecía.

El gobierno Santos también le dedicó una publicación al padre Pelayo titulada “Venceremos: memoria de una lucha campesina“, en la cual se destacan como heroicas las acciones ilegales que realizaba inspirado en la “teología de la liberación”:

Padre Palayo
Imagen: Padre Palayo, tomada de “Venceremos: memoria de una lucha campesina

El padre Pelayo también publicó en Facebook una amarga reflexión por el triunfo del “No” en el plebiscito, al tiempo que se lamentó por las víctimas de la “represión del Estado”, con lo cual no queda duda que es tan o más fervoroso en sus inclinaciones políticas, que en la defensa del honor de la Santísima Madre de Dios.

“Chequeadores” activistas:

El 9 de junio Paola Benjumea Brito de ColombiaCheck hizo una “verificación” de las declaraciones de Hernández, convirtiéndolo en un hecho político, dándole una relevancia a sus palabras que hasta ese momento no tenían.

Llama la atención que habiendo tantas polémicas exageradas y falsas alrededor de las declaraciones de Rodolfo Hernández, ColombiaCheck no se haya pronunciado sobre las afirmaciones infundadas de “blasfemia”, especialmente sobre si fue verdad que el candidato calificó de “prostituta” a la Santísima Virgen, como afirman muchos en redes sociales.

Es decir, evitaron contextualizar las declaraciones con la polémica generada, para simplemente calificar el chisme de “VERDADERO”, generando la impresión de que la indignación pseudo católica que circulaba en redes tenía motivos reales.

Extrañamente, la periodista de ColombiaCheck sí tuvo tiempo para desviarse del tema que chequeaba, y aprovechar para recordar la censura de la FLIP ante unas declaraciones supuestamente intimidantes de Hernández, en una entrevista con la radio de la Universidad Nacional.

Esa decisión editorial se entiende mejor si se tiene en cuenta que la periodista de ColombiaCheck es petrista antiuribista de vieja data, y últimamente, bastante antirodolfista, lo cual debió ser un impedimento para hacer el chequeo:

No es descabellado pensar que Benjumea está más satisfecha con la narrativa política que ayudó a crear con su “verificación”, que con el profesionalismo de su investigación periodística.

La inquisición petrista:

El acto final corrió por cuenta del abogado William Amador, contratista del FONDO DE DESARROLLO LOCAL ENGATIVA BOGOTA y profesor de la Universidad Libre, quien aseguró que Rodolfo Hernández “blasfemó”, por lo cual en su calidad de “defensor de a fe” pidió formalmente al Arzobispo de Bogotá la EXCOMUNIÓN del candidato.

Según Amador, Rodolfo dijo:

“Si quieren venir, pueden ir la Virgen María con sus cuatro prostitutas”.

Palabras que no salieron de la boca de Rodolfo Hernández.

La hoja de vida de Amador no deja en duda que tiene estrechos vínculos con la política, pues aparte de su actividad académica y algo de litigio, su labor profesional depende de cargos públicos: además de la actual contratación con la Alcaldía de Engativá, tiene otros contratos recientes con el Instituto de Participación de la Alcaldía de Bogotá, y la Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes (uno y dos).

La denuncia se convirtió en “bocado de cardenal” para los medios de ultra izquierda como Noticias UNO o Contagio Radio (vinculada con Juan Fernando Petro):

El broche de oro de Ingrid y Rodolfo:

Pero el golpe final a la campaña de Hernández en este episodio no vino de un petrista, sino de su aliada Ingrid Betancourt, primero, quien hizo un poco convincente video pidiéndole perdón a la Virgen, y luego del mismo Hernández, seguramente presionados por sus asesores de campaña.

Lo cierto es que los más ofendidos con las palabras de Hernández fueron los petristas que poco o nunca van a misa, mientras que a la Virgen y a Nuestro Señor lo que más puede ofenderle es el apoyo al aborto o a la ideología de género, que sí dan para excomunión y niegan dos puntos fundamentales de la doctrina cristiana: que la vida humana es un don sagrado y que hay un orden moral en el matrimonio y la familia, que exige reconocer la complementariedad sexual entre el hombre y la mujer.

guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

1 Comment
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments


2 months ago

Detalle no pequeño que se les olvidó, el activista le escribió al arzobispo de Bogotá, pero el Sr. Hernández reside en la jurisdicción de la arquidiócesis de Bucaramanga, es allá a donde deberían haber escrito. Me imagino que de la arquidiócesis de Bogotá le responfieron exactamente eso, que no tenían velas en ese entierro.

1
0
¿Qué opinas de esta nota?x
()
x