fbpx
Actualidad Análisis Opinión

La realidad electoral que los medios ignoran en USA, le daría la victoria nuevamente a Trump

2020 Election Odds Trump
¡Difunde la cultura de la Vida!

Si escuchan a muchos en los medios, la elección ha terminado. Ni siquiera hubo competencia.

Al Presidente Trump se le negó el segundo mandato hace mucho tiempo, justo cuando se preparba para prestar juramento.

Pero hay otro mundo, uno que existe fuera de los estudios de televisión y las salas de redacción. 

Es increíble pensar que quienes se ganan la vida hablando ante las cámaras, no frecuenten ese otro mundo. 

No está en ningún mapa. El expreso Acela de Nueva York a Washington al parecer no pasa por ahí. Pero es real y, para gran parte de la clase de periodistas estadounidenses, es un lugar aterrador. Pateando y gritando, muchos de ellos fueron arrastrados a este horrible lugar en 2016 la noche de las elecciones. Pocos salieron ilesos.

media are lying about the election 2020
media are lying about the election 2020

Estar “equivocados” es algo que los grandes medios no pueden comprender, y no en el sentido de que no podrían entender si lo intentaran. No, la nueva forma de pensar aprobada, la “ teoría crítica ” que está de moda, simplemente no lo permite. La realidad no es objetiva. Cualquiera que piense de otra manera es opresivo. Y si siente que algo es cierto, lo es. Su verdad es todo lo que importa.

Entonces, aquí hay un par de mensajes de lo que la mayoría de la gente solía llamar “realidad”. Estas cosas realmente sucedieron, aunque nunca escuchen sobre ellas. Póngalos juntos y verá algo muy diferente de la imagen que están pintando los medios. De hecho, es bastante angustiante tener un programa de entrevistas los domingos.

01

NEW HAMPSHIRE

Joe Biden no se quedo el tiempo suficiente para lograr lo que buscaba la noche de la primaria de New Hampshire. Huyó hacia el último estado que podría salvar su campaña, Carolina del Sur, y los Granite Staters no lo han olvidado.

Kamala Harris siquiera estuvo en la línea de salida en New Hampshire esa noche. Estaba demasiado ocupada contando los días hasta su nombramiento como compañera de fórmula.

El Presidente Trump, en cambio, tuvo allí una noche muy diferente. A nadie le sorprendió su victoria en las primarias republicanas. Pero desde la campaña de reelección de Ronald Reagan en 1984 no se había decidido la carrera con un margen tan grande . Ningún otro presidente en ejercicio, incluido Reagan, había recibido tantos votos, más del doble del número que obtuvo Biden al tratar de olvidar que New Hampshire existió.

Todos los candidatos que el presidente Trump eligió para las primarias de la Cámara y el Senado ganaron. Desde febrero hasta ahora, no ha habido desviación en la unidad del partido estatal detrás de Trump. Sin mencionar que el gobernador republicano de New Hampshire, Chris Sununu, sigue siendo extremadamente popular . Será difícil encontrar a alguien en la política de New Hampshire que no crea que está en un camino fácil hacia la reelección.

new hampshire primary votes
new hampshire primary votes

Con New Hampshire uniéndose a las filas de todos los demás estados de la unión para garantizar que solo los residentes del estado puedan votar en New Hampshire, la gente de New Hampshire sabe que, en 2020, la cuenta al final de la noche es de ellos y de ellos solamente.

Este es un estado que Hillary Clinton ganó en 2016 por 2.736 votos , alrededor del 0,3 por ciento. Desde la apatía demócrata hasta el entusiasmo republicano, hay muchos indicadores sólidos de que el presidente puede superar este estrecho déficit el 3 de noviembre y agregar los cuatro votos electorales de New Hampshire a su lado del recuento del Colegio Electoral.

02

MINESOTA

Pero no es solo en New Hampshire donde vemos estos signos. John McCain perdió Minesota en más del 10 por ciento en 2008. Mitt Romney perdió un poco más del 7 por ciento en 2012. En 2016, Donald Trump perdió el estado en solo un 1,5 por ciento.

Minnesota ha tenido una tendencia al rojo durante más de una década. Eso sí, el último candidato presidencial republicano que ganó el estado se llamaba Richard Nixon. Por lo demás a sido confiablemente azul. Pero después de años de políticas destinadas a vaciar su base productiva y volverse dependientes del resto del mundo, los mineros, agricultores, trabajadores y fabricantes en la Tierra de los 10,000 Lagos han cambiado dramáticamente hacia el partido republicano. 

03

NEVADA

No crean que Nevada está mucho más lejos de su alcance. Solo 27.000 votos, de más de 1 millón depositados, le entregaron el estado a Hillary Clinton en 2016. Como gobernador de Nevada ahora mantiene el estado cerrado hasta un punto que rivaliza con los “dictadores” de la Costa Este.

Brindó apoyo legal a los miles de manifestantes de izquierda que violaron los protocolos de distanciamiento social en junio, para luego rechazar las solicitudes de la campaña de Trump para hacer eventos de campaña al aire libre.

Los medios nunca dirán esto, pero si miran fuera de su narrativa, solo por un momento, solo hay una conclusión: Donald Trump ha puesto en juego nuevos estados para él y para otros candidatos republicanos en las boletas electorales de noviembre.

Los medios de comunicación pueden ignorar todo esto, y muchos de ellos lo harán; eso es lo normal para el curso. Pero si 2016 nos enseñó algo , probablemente sea esto: Ignorar la realidad es una elección, pero ignorar las consecuencias de ignorar la realidad es imposible .

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.