fbpx
Actualidad Familia

10 de agosto: Día Nacional de la Libertad para Educar #LaLibertadDeEducare

Libertad educar 10 agosto
Catalina Roa
Escrito por Catalina Roa

Por cuarta vez Colombia, con el apoyo de más de 100 instituciones de América y Europa, se levanta llena de esperanza para clamar por un país mejor para la familia, para cada familia que habita aún los rincones más recónditos de esta nuestra querida patria.

Padres y madres, de pie, damos un paso al frente y reivindicamos el derecho a educar a nuestros hijos según nuestras creencias, valores y principios morales, en un pacto estrecho con la escuela y sin intromisiones ideologizadas del Estado ni de organismos internacionales.

La familia natural está más vigente que nunca con su potente verdad intrínseca: todos nacemos de una madre. Ellas son el testimonio de ternura, entrega y fuerza moral. Igualmente, todos somos concebidos por un padre.

Ellos son testimonio de rigor, firmeza y rectitud. Un buen padre además de custodiar, sabe esperar y perdonar. Papás y mamás están llamados a dar, con el ejemplo acompañado de palabras, los principios, las normas de vida, los valores, que son vitales en la formación del carácter. A su vez, los hijos son la alegría de la familia y de la sociedad. Son un don, no un derecho.

Hemos de dejarlos libres, pero no solos. Gracias a la experiencia familiar, hermano y hermana son palabras que todas las culturas y todas las épocas comprenden. El vínculo de fraternidad que se forma en la familia entre los hijos, si se da en un clima de educación abierto a los demás, es la gran escuela de libertad y de paz que nuestro país en proceso de reconciliación necesita.

Quizás una pandemia ha hecho que los padres y las madres volvieran de su exilio — porque estaban autoexiliados de la educación de los hijos — y pudieran asumir plenamente su función educativa, base y escudo protector contra ataques, destrucciones y las colonizaciones del dinero o ideológicas que amenazan a la humanidad y dervirtúan el amor conyugal, filial y fraternal y el valor de los vínculos intergeneracionales.


Por la libertad de los padres de familia a escoger la mejor educación para sus hijos, por la libertad del niño a educarse conforme a la mejor formación moral en la familia y en el colegio, por el respeto que el Estado ha de tener por la honra, dignidad e intimidad de la familia y el apoyo que le debe dentro de los principios de subsidiariedad y subordinación pronunciamos un fuerte y comprometido PRESENTES!, promoviendo una vez más el Manifiesto internacional por la libertad para educar, inspirado por la Red Familia Colombia, su Movimiento de padres y el Foro Nacional de la Familia FNF.

Sobre el Autor

Catalina Roa

Catalina Roa

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.