Vida

¡Sorpresa! Las leyes sí disminuyen el número de abortos

Escrito por Redacción R+F

Una de las consignas de la Cultura de la Muerte para intentar justificar la legalización del aborto, es que la “prohibición” no funciona, ya que supuestamente, las mujeres que buscan un aborto están decididas que terminan abortando de forma clandestina.

De esa forma, a través de un razonamiento utilitarista, los activistas favorables a la despenalización del aborto cambian el enfoque, restándole importancia a la protección de la vida del bebé en gestación, ya que esta vida no podría salvarse, a la protección de la madre que busca el aborto, cuya vida podría salvarse si se legaliza y se le ofrece un aborto “seguro”: “Criminalizar el aborto no salva bebés; mata mujeres”, es su eslogan.

Sin embargo, las últimas estadísticas sobre la práctica de abortos en Estados Unidos parece demostrar lo contrario.

De acuerdo con el studio titulado Abortion Incidence and Service Availability in the United States, 2014, realizado por el Instituto Guttmacher, brazo investigativo de las organizaciones abortistas, por primera vez desde 1975 el número de abortos en Estados Unidos bajó del millón anual. De otra parte, si se hace la relación del número de abortos por cada 1.000 mujeres la tasa para 2014 fue de 14.6 abortos por cada mil mujeres en edad fértil, casi dos puntos menos que la tasa de 1973, año en que se despenalizó el aborto en ese país, cuando la tasa registrada fue de 16,3.

Lo más interesante del estudio es que los investigadores reconocen el impacto de la legislación próvida en la reducción de las tasas de aborto. Según el Instituto Guttmacher “la ola de restricciones al aborto aprobadas a nivel estatal en los últimos cinco años podría haber contribuido a la reducción, al hacer más difícil que las mujeres tenga acceso a los servicios que necesitan en estados altamente restrictivos”.

Kristan Hawkins (Estudiantes Provida).

Por otra parte, el profesor universitario Michael New en entrevista a Lifesitenews.com destacó la importancia de la tendencia a largo plazo: “Durante los últimos 35 años, las tasas de fertilidad y embarazos no planeados han sido bastante estables. Por lo tanto, es muy difícil argumentar el mayor uso de anticonceptivos es el responsable de la disminución a largo plazo en la práctica del aborto en Estados Unidos”, como intentan los investigadores en su publicación.

“Por el contrario”, agrega el profesor New, “existe un volumen sustancial de estudios académicos que muestran una variedad de leyes protectoras de la vida en gestación puede reducir las tasas de aborto”.

De otro lado, la Presidente de “Estudiantes Provida” de Estados Unidos, Kristan Hawkins apuntó la disminución en el número de aborto se debe a la aprobación de leyes provida, la disponibilidad de una mejor tecnología y el que las generaciones jóvenes son más provida.

Fuentes: Lifesitenews, Guttmacher. Imagen: Guttmacher.