Vida

La muerte desde los ojos de una niña terminal

Escrito por Redacción R+F

“Cuando yo muera, creo que mi mamá sentirá mucha nostalgia. Pero no tengo miedo, ¡yo nací para esta vida”, le dijo una pequeña niña con cáncer terminal al doctor Rogeiro Brandao, del Hospital del Cáncer de Pernambuco (Brasil), y éste médico con 30 años vida profesional, contó en el blog El Pensador como sigue recordando con emoción el testimonio de esa niña que le enseñó sobre el amor y la muerte.

La niña tenía 11 años y llevaba dos años largos de tratamientos, manipulaciones, inyecciones y todas las incomodidades que provocan los programas químicos y las radioterapias.

El doctor Brandao conmovido le preguntó:

¿Qué es la muerte para ti, preciosa?

Escucha, tío, cuando la gente es pequeña, a veces, nos vamos a dormir a la cama de nuestro padre, y al día siguiente nos despertamos en nuestra propia cama, ¿a que sí? (Recordé a mis hijas, en la época en que eran niñas de 6 y 2 años, con ellas yo hacía exactamente igual). Esto mismo es.

Un día yo me dormiré y mi Padre vendrá a buscarme. Me despertaré en la casa de Él, ¡en mi verdadera vida!

Y mi madre me recordará con nostalgia – concluyó la niña.

El doctor emocionado le preguntó, ¿Y qué significa la nostalgia para ti, querida mía?

¡La nostalgia es el amor que permanece!

Un hermoso testimonio que nos muestra la sabiduría que puede nacer del dolor, y que nos ayuda a poner en perspectiva los muchos motivos de preocupación que a veces hacemos más grandes de lo que en verdad son.

Dios tenga a la pequeña en su gloria.

Fuente: Aleteia